Saltar al contenido

Cosechando tus plantas de marihuana

enero 29, 2021

Tras meses de paciencia realizando el seguimiento de tus plantas desde que eran un brote hasta culminar en la etapa de floración, llega el momento de la cosecha. En esta etapa es normal que tengas ansiedad y estes con ganas de saborear los frutos de tu cultivo, pero no hay que apresurarse.

Es un momento en donde es necesario ser meticulosos para poder obtener el mejor resultado luego de dedicarle meses de paciente constancia a nuestras plantitas. No hay que cometer el error de subestimar esta fase, ya que no solamente se trata de manicurar los cogollos que obtengamos de nuestras plantas, sino de realizarles un correcto proceso de secado y curado para poder disfrutar de un mejor producto.

Lo que se llama el "trimming" o manicurado de las plantas se puede realizar en húmedo o en seco. Esto significa que podemos empezar a recortar las ramas antes o despues del secado.

Con el manicurado en húmedo, al momento de cosechar comenzamos a recortar las hojas de las ramas eliminando casi la totalidad de ellas y dejando poca materia vegetal. Esto nos permite conseguir un secado más rápido y más sencillo de hacer aunque tambien menos uniforme. Con este método minimizamos el riesgo de contraer hongos, un detalle no menor particularmente en climas húmedos.

Con el manicurado en seco, por otra parte conservamos mejor las cualidades de la flor, quedandonos con un mejor aroma, sabor y efecto. Al cortar las plantas solo quitamos las hojas más grandes dejando secar el resto por algunas semanas. Si el proceso se realiza correctamente obtenemos un producto final de mayor calidad, pero es un método que cuesta más trabajo y con el que corremos más riesgo de contraer hongos que puedan comprometer nuestros preciados cogollos.

En lineas generales hablamos sobre la diferencia entre los dos métodos, cada uno con sus pros y contras. Ahora seguramente te estes preguntando cuando es el momento óptimo para cosechar.

Entonces.. ¿Cuando cosechar? 🤔

La observación de tus plantas es fundamental para conocer el momento óptimo para cosechar. Esto sirve para darte una idea aproximada sobre el estado de tus plantas y saber cuando dejar de fertilizarlas. Si podemos averiguar con nuestro banco de semillas los días de floración de la variedad que compramos, mucho mejor.

Ademas de conocer la variedad, hay dos formas principales de guiarse para saber en que momento cosechar.

1- Mirar el estado de los pistilos

Los pistilos de las flores surgen en la etapa de floración mostrando un color blanco intenso, y a medida que la planta va madurando se tornan de un color marron anaranjado, perdiendo su forma original.

Estos pelitos siguen surgiendo casi toda la floración, y a simple vista podremos notar cuando esten maduros en un porcentaje notable (entre un 60% a 80%) para considerar que es momento de cosechar.

2- Observar los tricomas

Los tricomas se pueden observar en la superficie de las flores con la ayuda de una lupa de aumento. Su coloración nos puede indicar en que momento estan maduros.

En la primera fase podemos apreciar que son de color transparente, esto significa que todavía hay que esperar. A medida que maduran se tornan de un color blanquecino casi opaco hasta llegar al momento con mayor concentración de THC.

Si queremos conseguir el efecto original de la plata es recomendable cosechar cuando entre el 80 y 90% se vuelvan de este color. Si esperamos un tiempo más, se van a empezar a degradar adquiriendo un tono ambar. Esto significa que parte de la molécula psicoactiva se empezó a degradar a CBD, con lo que conseguimos un efecto más sedante sin tanta predominancia del THC.

A partir de estas nociones generales ya cuentas con una pequeña guia para poder profundizar más en el tema. No hay nada mejor que cultivar lo propio!